“1 Pedro 3:21-22 “El bautismo que corresponde a esto ahora nos salva (no quitando las inmundicias de la carne, sino como la aspiración de una buena conciencia hacia Dios) por la resurrección de Jesucristo, quien habiendo subido al cielo está a la diestra de Dios; y a él están sujetos ángeles, autoridades y potestades”

La ira, en el juicio de Dios arrasando la humanidad en el Diluvio fue “bautismo” por agua para la salvación física de pocos.

Cristo en la cruz, recibiendo la ira de Dios y resucitando al tercer día, es analogía de aquel terrible bautismo arrancando físicamente la desobediencia, pero ahora, en Cristo, para salvación espiritual de quienes creemos en Él, en Su victoria sobre la muerte y el pecado.

La salvación física, por la intervención divina fue bendición para los que estuvieron en el Arca, pero aquel acontecimiento apuntaba a la salvación espiritual dada por gracia a quienes creemos a Cristo Jesús, Señor y Salvador nuestro.

Un diluvio de golpes y afrentas le tocó a Jesús, recibiendo el juicio de Dios por los muchos.

El bautismo, como símbolo, es instrucción de Dios para arrepentimiento y perdón de pecados revelado a Juan (Lucas 3), apunta  a aquel diluvio que se llevó el mal de la faz de la tierra.

El bautismo es instrucción de Dios confirmada por Jesús para Él mismo (Mateo 3:15) e instruida como parámetro y requisito a sus discípulos para hacer discípulos (Mateo 28:19).

El bautismo es señal de obediencia y aspiración a buena consciencia. El bautismo no salva, pero debe urgir al creyente.

Si el bautismo no fuese necesario ¿Por qué se bautizó Jesús y lo propone como símbolo para hacer discípulos? ¿Recibiste el bautismo consciente de su significado? ¿Entiendes el significado del bautismo como señal consciente de obediencia y pacto para con Dios?” 

365 Meditaciones…8

Enero 8

Advertisements